volver

Batalla de Lircay

MC0037350

Tipo: Cápsulas

La guerra civil, iniciada en diciembre de 1829, tuvo su desenlace el 17 de abril de 1830 en el campo de Lircay. En esa oportunidad la victoria de Prieto fue definitiva y completa, pues entre muertos y heridos, el ejército de Ramón Freire prácticamente desapareció.

Una vez finalizada la guerra, se firmó el tratado de Cuzcuz, cuyo espíritu conciliador hacia los vencidos fue desestimado por el gobierno provisional presidido por José Tomás Ovalle. Dado el convencimiento que las medidas indulgentes no hacían más que alentar el desorden de los enemigos del gobierno, el ministro Diego Portales quiso dar una señal de energía y firmeza a los vencidos, aplicando severas capitulaciones en contra de jefes y oficiales liberales.

Con el triunfo de Prieto, se consolidó el gobierno provisional de Ovalle, instalado en Santiago el 1º de abril de 1830. Sin embargo, esta contienda no provocó orgullo entre los vencedores, pues recordaba el derrocamiento por las armas del gobierno liberal legalmente establecido y el origen inconstitucional del nuevo orden autoritario.

Ministio relacionado:

José Joaquín Prieto Vial (1786-1854)